Una de las enfermedades masculinas más recurrentes es la prostatitis, la cual puede afectar prácticamente en cualquier edad. Se trata de una inflamación de la próstata, una pequeña glándula ubicada debajo de la vejiga. Si bien su principal función es la de producir el líquido seminal que transporta los espermatozoides, con frecuencia la próstata es blanco de infecciones bacterianas, y esto es la causa más común de su inflamación. No obstante, también puede ser provocada por un traumatismo, o una obstrucción de la uretra.    

Los principales síntomas de la prostatitis es la dificultad para orinar, dolor crónico en la zona pélvica o genitales, y en muchas ocasiones, sensación de cuerpo cortado parecido a la gripe.

Algunas de las causas de la prostatitis aguda son:

  • Lesiones en el perineo
  • Usar sondas urinarias
  • Fimosis
  • Biopsias de próstata
  • Ser portador del VIH